TAMBIÉN ES NOTICIA

Se celebraron los 20 años de la canonización de San Luis Orione

Se celebraron los 20 años de la canonización de San Luis Orione

En el patio del Colegio Don Orione, la comunidad educativa de la “Pequeña Obra de la Divina Providencia” celebró este jueves 16 la fiesta del santo fundador, a veinte años de su canonización. También residentes del Pequeño Cottolengo e integrantes del Hogar de Cristo...

Gran celebración en honor a Nuestra Señora de Fátima

Gran celebración en honor a Nuestra Señora de Fátima

Entrada la tarde del lunes 13 de mayo, y a pesar de los largos chubascos que amenazaron el clima durante el día, la comunidad de Mar del Plata se congregó en torno a la Parroquia ubicada en Alberti y Güemes para celebrar a su Patrona, Nuestra Señora de Fátima. En...

Jardines de Infantes católicos celebraron la “Fiesta de la Fe”

Jardines de Infantes católicos celebraron la “Fiesta de la Fe”

La Junta Regional de Educación Católica (JuREC) de la diócesis de Mar del Plata llevó adelante en instalaciones del Colegio Divino Rostro, de la ciudad de Mar del Plata, la 9na. edición de la Fiesta de la Fe, que este año tuvo como lema ”Animados por la fe, caminando...

noche de la caridad MDP

Evangelio del día:

Evangelio según San Marcos 9,41-50.

Jesús dijo a sus discípulos:
«Les aseguro que no quedará sin recompensa el que les dé de beber un vaso de agua por el hecho de que ustedes pertenecen a Cristo.
Si alguien llegara a escandalizar a uno de estos pequeños que tienen fe, sería preferible para él que le ataran al cuello una piedra de moler y lo arrojaran al mar.
Si tu mano es para ti ocasión de pecado, córtala, porque más te vale entrar en la Vida manco, que ir con tus dos manos a la Gehena, al fuego inextinguible.

Y si tu pie es para ti ocasión de pecado, córtalo, porque más te vale entrar lisiado en la Vida, que ser arrojado con tus dos pies a la Gehena.

Y si tu ojo es para ti ocasión de pecado, arráncalo, porque más te vale entrar con un solo ojo en el Reino de Dios, que ser arrojado con tus dos ojos a la Gehena,
donde el gusano no muere y el fuego no se apaga.
Porque cada uno será salado por el fuego.
La sal es una cosa excelente, pero si se vuelve insípida, ¿con qué la volverán a salar? Que haya sal en ustedes mismos y vivan en paz unos con otros».

Extraído de la Biblia: Libro del Pueblo de Dios.