Sínodo

29 Jul, 2021

DOMINGO 18º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

En el Domingo 18º durante el año, el padre Obispo Gabriel nos ofrece tres puntos para reflexionar: 1. BUSCAR a Jesús 2. Jesús el PAN de la fe 3. JAMÁS tener hambre, JAMÁS tener sed

Domingo 18º Durante el Año Ciclo B. 1 de agosto de 2021
Primera lectura: Éx 16,2-4.12-15| Salmo: Sal 77,3-4bc.23-25.54| Segunda lectura: Ef 4,17.20-24| Evangelio: Jn 6,24-35

En continuidad con el Domingo pasado, luego del signo de la multiplicación de los panes, la multitud busca a Jesús. Cuando lo encuentran, comienzan un diálogo con Él. Estas palabras se irán transformando en un largo discurso que ocupa gran parte de Jn 6 y que escucharemos, en parte, este Domingo y los próximos. Hoy tenemos la introducción y la primera parte. A la luz de este relato propongo tres puntos para orar y reflexionar sintetizados en tres palabras: BUSCAR, PAN, JAMÁS.

  1. BUSCAR a Jesús
  2. Jesús el PAN de la fe
  3. JAMÁS tener hambre, JAMÁS tener sed
bannerTRESPUNTITOS-MESTRE
  1. BUSCAR a Jesús

El Domingo pasado el texto terminaba con Jesús que se apartaba solo al monte dado que querían apoderarse de Él para hacerlo rey. Las expectativas de aquellos eran solo terrenas, mundanas… Hoy Jesús, al comienzo del texto, desnuda la misma actitud cuando les plantean que lo BUSCAN no porque captaron el signo sino porque están saciados en su estómago. A la luz de esto nos preguntamos: ¿por qué BUSCAMOS a Jesús? ¿Qué esperamos de Él? ¿Qué expectativas tenemos? Podemos caer en la tentación de la multitud de BUSCAR a Jesús solo porque o cuando necesitamos algo puntual. Quedarnos en ese pedido y no captar que Él es mucho más que un hacedor de signos y milagros puntuales. Jesús es Dios, Señor, Mesías y Salvador. En esto tenemos el riesgo es caer en una relación utilitaria, instrumental, manipuladora con el mismo Dios.

¿Qué me motiva a ir al encuentro de Jesús? ¿Por qué lo BUSCO? ¿“Dejo” que Él sea Señor y Maestro de mi vida más allá de lo puntual y concreto que le pida y que me conceda o no? ¿Supedito mi relación con Jesús en función del “signo” o “milagro” que casi le “obligo” que realice en mi vida? ¿Valoro los signos que el Señor hace en mi vida? ¿Intento purificar mi BÚSQUEDA del Señor?

2. Jesús el PAN de la fe

Hacia el final del relato de hoy los discípulos le hacen a Jesús esta hermosa oración de petición: “Señor, danos siempre de ese PAN”. Jesús pedagógicamente los ha ido llevando desde la desconfianza hasta la total actitud de entrega. Ellos terminan pidiendo el PAN que Él mismo es. ¡Qué hermosa petición para repetir nosotros hoy! ¡Anhelamos tu presencia Señor que es PAN para siempre! Con los discípulos digámosle a Jesús: Señor danos siempre de ese PAN. Todavía los discípulos no pueden definir de forma precisa quién es Jesús y cómo será alimento. Por eso la expresión es “ese PAN”. PAN de la presencia de Jesús por la fe que se irá descubriendo cada vez con más claridad como el PAN eucarístico al avanzar en el largo discurso de Jn 6.

¿Qué peticiones le hago hoy al Señor? ¿Me dejo llevar pedagógicamente por su Palabra? ¿Permito que entre en mi corazón para explicarme sus misterios? ¿Qué implica para mí hoy decirle: “Señor, danos siempre de ese PAN”? ¿Tengo conciencia de su poder salvador y soberano? ¿Descubro cada día que su presencia es un don, un regalo? ¿Anhelo que esté realmente siempre en mi vida? ¿Descubro constantemente al Señor como PAN de la fe?

3. JAMÁS tener hambre, JAMÁS tener sed

¿Qué le ocurre al que le pide a Jesús “ese pan”? Jamás tendrá hambre, jamás tendrá sed. Esta es la respuesta del Señor. En todo Jn 6 una sola vez aparece la palabra hambre y una sola vez la palabra sed. Y es aquí, en el versículo 35. Todos participamos de la experiencia del hambre y de la sed en el sentido “biológico” del término. Con mayor o menor capacidad y gusto por la comida y la bebida, esta es una realidad universal. Comemos, bebemos, quedamos satisfechos y luego de un tiempo volvemos a tener hambre y sed… Jesús al definirse como Pan de Vida dice que el que va a Él, es decir, el que cree en Él, JAMÁS tendrá hambre y JAMÁS tendrá sed. La afirmación es absoluta, es categórica. Y se refiere a un tipo de hambre y de sed mucho más profundo: hambre y sed de Dios. Que se traduce en hambre y sed de sentido, de infinito, de verdad, de serenidad, de paz, de escucha, de esperanza, de justicia, de diálogo, de consolación, de plenitud, de alegría, de compromiso, de respeto…

¿De qué tengo hambre y sed en mi vida hoy? ¿Qué tipo de hambre y sed percibo en el mundo de hoy?; ¿en mi familia, en mi grupo de amigos, en mi ambiente…? ¿Capto la diferencia entre los distintos tipos de hambre y sed? ¿Dónde busco saciar el hambre y la sed? ¿Tengo hambre y sed de Dios? ¿Tengo hambre y sed de su Palabra? ¿Tengo hambre y sed de sentido para mi vida y la de todos? ¿Tengo hambre y sed de los valores del Reino? ¿Descubro que en Cristo nunca JAMÁS volveré a tener hambre y sed?

+Mons. Gabriel Mestre
Obispo de Mar del Plata
Argentina

Descargalo aquí: Domingo 18º Durante el Año Ciclo B 2021

noche de la caridad MDP

Publicaciones relacionadas

DOMINGO 25º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

DOMINGO 25º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

En el Domingo 25º durante el año, el padre Obispo Gabriel nos ofrece tres puntos para reflexionar:
1. “Ustedes AMBICIONAN…”
2. Jesús es el JUSTO puesto a prueba
3. El NIÑO como modelo

DOMINGO 24º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

DOMINGO 24º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

En el Domingo 24º durante el año, el padre Obispo Gabriel nos ofrece tres puntos para reflexionar:
1. Todos participamos de la AMBIVALENCIA de Pedro
2. COHERENCIA
3. ¿Quién es JESÚS para mí?

DOMINGO 23º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

DOMINGO 23º DURANTE EL AÑO. CICLO B 2021

En el Domingo 23º durante el año, el padre Obispo Gabriel nos ofrece tres puntos para reflexionar:
1. INCOMUNICACIÓN
2. “¡EFATÁ!: ¡Ábrete!”
3. “No hagan ACEPCIÓN de personas”